Data centers

¿Está México preparado para una nueva era en centros de datos?

Las tecnologías de información y comunicaciones (TIC) han cobrado una relevancia destacada en la mejora de la productividad, generando nuevos y mejores procesos. No cabe duda, hemos incrementado su uso de forma notable en el último par de décadas, transformando la manera en que consevimos los Data Centers.

Hoy estamos seguros de que las TIC llegaron para quedarse y ser parte integral de nuestras vidas. Conforman la fuerza que empuja la creación de nuevos procesos comerciales, educativos, médicos, económicos, sociales, y de entretenimiento, entre otros. Se espera que sean el catalizador para ser cada vez más competitivos, y ayuden a satisfacer las nuevas necesidades de la sociedad. Así que resulta impensable una disociación entre el Data Center  y nuestra forma de vivir.

¿Cuáles son los factor clave para afrontar esta nueva era en Data Centers?

Resiliencia y capacidad disruptiva

La pregunta que da origen a este artículo es complicada de responder, pues se trata de un tema que se renueva e impone nuevos retos todos los día. Podemos comenzar preguntándonos si estamos preparados para hacer frente al cambio constante; si la disrupción es parte de nuestro pensamiento y si está arraigada al ADN de nuestra empresa, de nuestros colaboradores y socios de negocios; si la adquisición de conocimiento aplicado tiene más valor que la operación diaria. La capacidad de adaptación resulta fundamental en un mundo donde la evolución de la tecnología es un hecho y no espera a nadie.

Infraestructura y fortaleza en la digitalización

La transformación digital y la Cuarta Revolución Industrial o Industria 4.0 nos impone retos varios y es de esperar que una “empresa sólida” requiera de cimientos fuertes  atados a esta digitalización para sobrellevarlos. Ya sea que estemos en el mundo de “Cloud” (SaaS, IaaS y PaaS), servicios de salud, comercio electrónico, energía, gobierno, banca, proveedor de infraestructura, seas un usuario, o incluso seas varios de estos a la vez (como sucede hoy en día), la fortaleza en la infraestructura involucrada en tus procesos debe asegurar confiabilidad, eficiencia, seguridad de información e interconexión. Así que todos los que estamos inmersos en la Cuarta Revolución Industrial tenemos un gran reto por delante.

La infraestructura involucrada en tus procesos debe asegurar confiabilidad, eficiencia, seguridad de información e interconexión.

En Schneider Electric estamos convencidos de que la innovación, el pensamiento disruptivo y la simplificación de procesos permitirá a nuestros clientes enfocarse en su negocio. Esto dejará en manos expertas la primera capa de infraestructura que soporta las tecnologías de información y telecomunicaciones.

Ubicación geográfica estratégica

El incremento en el tráfico y almacenamiento de información demanda un crecimiento acelerado de la infraestructura que lo soporta. Así mismo, se requiere una adaptación en la forma de interconexión, debido a las probables restricciones en la capacidad de banda ancha. La ubicación geográfica juega un papel fundamental en la definición del sitio donde se construirán esos centros de datos que harán frente al crecimiento acelerado.

Debemos aprovechar nuestra ubicación geográfica para mejorar y consolidar nuestra participación como jugador “global”. Aunque por si sola la geografía no es suficiente para decantar una decisión de inversión en México, podemos decir que es un pilar. Esto, apalancado al aseguramiento de energía confiable y conectividad a redes internacionales de alta velocidad, permitirá convertir a México en HOB de interconexión para Estados Unidos y América Latina.

Así es, México está en la mira de empresas internacionales que buscan bajar la “latencia” en la región mediante la creación de nuevos centros de datos y complementándose de la infraestructura “Edge” colocada al borde de la red. Siendo Schneider el líder en la Transformación Digital de Gestión de Energía y Automatización, estamos comprometidos en la creación de soluciones a la medida para cada segmento y empresa. Mediante el uso de “connected products”, “Edge Control”, “apps”, “analytics” y servicios, aseguramos la eficiencia y sustentabilidad de los data center.

Hoy México está rezagado en temas de “La Nube”, pero la mesa esta puesta y debemos acelerar el paso para capitalizar las ventajas competitivas y capacidades que tenemos como país.

Desde la perspectiva que da el trabajar en una compañía global como Schneider Electric, estoy seguro de que las únicas limitaciones están impuestas por nosotros mismos. A nivel de recursos y capacidad, no tenemos límites.

Conoce más sobre APC y su oferta completa en soluciones para data center aquí.


No Responses

Leave a Reply

  • (will not be published)