Gestión de TI

El papel desconocido del equipo de energía IT en la transformación digital

A medida que la transformación digital se expande en todo el mundo, una nueva realidad se está haciendo muy evidente: los beneficios de la digitalización en la productividad dependen de que la energía sea limpia y fiable. Puesto que todo el IT se alimenta de electricidad, la estabilidad de la infraestructura que genera, transmite y distribuye esta energía influye directamente en la continuidad del negocio. Hoy en día incluso los dispositivos más sencillos cuentan con microprocesadores, y el aumento de esta conectividad ha aumentado también la demanda de una energía limpia y de una infraestructura eléctrica capaz de soportar este incremento. De hecho, se prevé que las tecnologías de la información (TI) tendrán el doble de impacto en el consumo de energía que los vehículos eléctricos para el año 2035, lo que también cuadruplicará su valor absoluto de consumo.

Ante este rápido crecimiento, los proveedores de soluciones IT deben ser capaces de proporcionar componentes actualizados. La transformación no sólo se espera en el entorno IT, sino que también en los equipos eléctricos. Esta doble transformación no solo ofrece más fiabilidad y disponibilidad para los usuarios finales, sino que también proporciona nuevas oportunidades de ingresos a las empresas que operan en sectores intensivos en IT. En este post, explicaré cómo las actualizaciones en los equipos de energía y de IT deben ir de la mano, para impulsar con éxito la transformación digital y para aumentar la productividad.

La energía limpia mejora los tiempos de actividad de la tecnología IT en el Edge

El aumento del edge computing influye en la relación entre la energía y el IT de dos maneras fundamentales. Primero, a medida que las redes integran cada vez más dispositivos conectados, lo que resulta en mayores volúmenes de tráfico IP, la infraestructura de energía debe crecer para sostener un mayor volumen de datos, que se mueven de un lado a otro. En segundo lugar, a medida que los nodos finales de estas redes (aquellos lugares donde se produce el edge computing) demandan más capacidad informática, una infraestructura de energía estable se vuelve fundamental para mantener los tiempos de actividad del sistema IT y la continuidad del negocio.

¿Cómo pueden adaptarse las empresas a este nuevo entorno IT distribuido? La mayoría de los negocios pequeños, por ejemplo, no tienen expertos IT on-site para gestionar estos sistemas. La solución es la gestión y la monitorización remotas que permitan un mantenimiento preventivo. De esta manera, se puede garantizar la fiabilidad y la eficiencia de los sistemas sin tener que invertir en conocimiento técnico on-site. La clave para un soporte remoto eficiente es que se cuente con un marco de gestión optimizado.

Un marco que abarque tanto los sistemas IT como la energía

A medida que los sistemas integrados se vuelven más complejos, es esencial establecer un marco que simplifique la experiencia del usuario final y que admita los vínculos entre las capas de productos, de Edge Control y de aplicaciones y análisis. Además de los sistemas IT compatibles, este marco también debe tener en cuenta los sistemas de energía que permiten que estas capas interactúen con protocolos de ciberseguridad.

Para satisfacer estas necesidades, Schneider Electric™ ha desarrollado la arquitectura EcoStruxure™, que proporciona una plataforma abierta para que los partners y los usuarios finales puedan desarrollar e integrar soluciones digitales. EcoStruxure prioriza la simplicidad y un enfoque abierto, lo que permite a los proveedores de soluciones IT realizar implementaciones de edge computing para nuevos sectores OT (tecnología de operaciones) en instalaciones y edificios industriales.

Esta arquitectura hace que sea más fácil para el ecosistema de partners y proveedores trabajar juntos para abordar los requisitos únicos de cada cliente. Por ejemplo, Schneider Electric trabaja con Hewlett Packard Enterprise para proporcionar soluciones de micro data centers en Edge que pueden ejecutar la gestión de infraestructura de centro de datos (DCIM) basada en la nube. Con un DCIM, los clientes con soluciones de edge computing pueden acceder fácilmente al soporte de los proveedores de servicios y a los proveedores que gestionara la infraestructura física, el software de aplicaciones y el equipo IT. Juntas, estas soluciones permitirán tener una gestión Edge que no requiera experiencia on-site.

Ahorro de tiempo y simplicidad

Gracias a la digitalización, el edge computing es cada vez más manejable y asequible. Ahora es posible actualizar cientos de micro data centers que ejecutan aplicaciones en edge a través de un comando simple que se implementa una sola vez en la nube, en lugar de hacerlo localmente cientos de veces. Gracias a un sofisticado sistema de monitorización, el gestor de sistemas conoce la ubicación, la configuración específica y el estado del sistema de cada data center. En algunos casos, el sistema de gestión incluso recomendará un curso de acción y generará tickets de servicio para un proveedor de servicios gestionados local (MSP, en sus siglas en inglés).

Las aplicaciones Edge, junto con la infraestructura física IT y OT que las acompaña, están diseñadas para proporcionar al personal local el poder y la inteligencia para responder más rápido y tomar mejores decisiones, lo que a su vez impulsa la rentabilidad de la empresa. Para muchos de nuestros proveedores de negocios IT, integradores y MSP, el tiempo invertido en vender una nueva oportunidad edge ahora puede abordar múltiples niveles, más allá de la simple venta de un servidor. También se puede proponer un centro de datos conectado a la nube y totalmente integrado. Esto incluye soluciones preconfiguradas, probadas previamente y preintegradas que ofrecen computación hiperconvergente, software de operaciones, monitorización remota, distribución de energía y protección de energía, todo integrado en un armario rack seguro.

La transformación digital está cambiando la forma de hacer negocios. Aquellas empresas que reconozcan la relación entre la energía y la infraestructura IT progresarán al obtener una mayor eficiencia, menos inactividad y una mayor productividad.


No Responses

Leave a Reply

  • (will not be published)